El reloj suizo y la popularización del reloj de pulsera en Europa

Un reloj suizo es una de las mejores representaciones del estilo que supone usar un reloj de muñeca, como accesorio de adorno; un reloj de muñeca ha pasado a ser un ítem de elegancia como lo son las joyas en las mujeres, y de aquí es que se ha creado una industria que busca suplir este mercado, siendo el reloj suizo el más destacado aunque no el único en su clase, pues marcas de otras partes del mundo también se han hecho su lugar en el comercio de estos elementos en cualquier parte del mundo.

Los relojes siempre han estado presentes como herramienta de organización por siglos, gracias a la miniaturización y a la posibilidad de fabricación de piezas mecánicas compactas, las personas fueron capaces de llevar relojes de bolsillos consigo, siendo Europa el lugar del mundo en donde este utensilio se hizo extremadamente popular, pero el reloj de muñeca no existió sino hasta el siglo XIX como un reto, para que fuera un accesorio adecuado para la milicia náutica de la época. Con el tiempo y gracias a la invención de los relojes de cuarzo, los relojes de muñeca se popularizaron bastamente, siendo los suizos los que más lo utilizaban.

La industria y el reloj suizo

La industria y el reloj suizo
La industria y el reloj suizo

Los antecedentes del reloj suizo provienen de la creación del reloj de bolsillo en sí mismo que data del siglo XV en Francia. El reloj de bolsillo fue posible gracias a la idea de usar un resorte o muelle en espiral que se encargara de proporcionar energía al mecanismo del reloj para dar la hora; esto tardó un tiempo en permitir relojes de bolsillo exactos, pues era difícil controlar al principio la cantidad de energía que generaba el resorte. Con el tiempo, se logró un reloj con la exactitud suficiente y este accesorio se popularizó.

La fama del reloj suizo no existió sino hasta la invención del reloj de cuarzo, que permitió la miniaturización del reloj de bolsillo convencional, marcando el establecimiento cultural de su uso en Suiza y toda Europa. Se estima que desde entonces, Suiza es el país que más usa relojes en comparación con otros países y es de hecho la fuente de muchos de los mejores relojes del mundo. Suiza ostenta de industrias relojeras como Audemars Piguet,BlancPain y Breitling, que existen desde hace más de un bicentenario y son maestros en el desarrollo de productos de altísima calidad.

Suiza, pese a ser destacada en la relojería, no fue su pionera

Suiza, pese a ser destacada en la relojería, no fue su pionera
Suiza, pese a ser destacada en la relojería, no fue su pionera

Pese a que las pistas históricas hacen alusión a que el reloj de pulsera, el antecedente al de pulsera, tuvo su principal momento en Europa y en Suiza, un hecho irrefutable es que fue Japón quien comercializó por primera vez con estos relojes;  Seiko es una de las compañías más destacadas que representa el comercio de relojes en Japón desde su debut a finales del siglo XIX. Seiko se dedica desde 1881 a la manufactura de relojes, teniendo capacidad competitiva en precios y calidad por contener piezas de factura propia hasta en los modelos más económicos.

La fabricación de relojes de pulsera se remonta en realidad a 1877 en Japón, cuando Kintaro Hattori crea su propio taller de reparación de relojes. La experiencia adquirida con las actividades de reparación le fueron de vital importancia para crear sus propios estándares de manufactura aplicadas a su futura empresa Seiko. Esta empresa comercializa sus productos bajo el nombre de Seikosha, creada 11 años después y que actualmente cuenta con la imagen de innovación que ha permanecido hasta hoy. Seiko es rival ferviente de las marcas suizas desde la década del 40, momento en donde la calidad de fabricación está a la altura de la alta calidad.

Blancpain, Una de las marcas de reloj suizo más antiguas

Blancpain, Una de las marcas de reloj suizo más antiguas
Blancpain, Una de las marcas de reloj suizo más antiguas

Blancpain es una compañía dedicada al diseño de relojes de muñeca en el sector de la gama alta y super alta, caracterizada por el desarrollo y manufactura de relojes de lujo. Se trata de una de las marcas más resaltantes de reloj de hombre; Blacpain junto a Vacheron, son una de las compañías de relojes más antiguas de las empresas relojeras que sobrevivieron el proceso de establecimiento comercial de relojeros en suiza. Actualmente, es una de las pioneras en tecnologías relojeras suizas y en el mundo.

Una particularidad de Blancpain es la exclusividad de sus productos y el hecho de que, pese a la actualidad, nunca han producido relojes de cuarzo o digitales; todos sus productos son de relojería conservadora y en fabricación minuciosa como piezas de joyería. De hecho Blancpain produce alrededor de 30 relojes diarios, cada uno fabricado por un relojero dedicado de invaluable experiencia.  La exclusividad también le permite desarrollar relojes de edición limitada, que consiste en un número limitado de unidades que suele ser de 1 anual y fabricado con solo 30 piezas.

Y ¿Rolex?

Y ¿Rolex?
Y ¿Rolex?

Rolex es también una compañía relojera Suiza, que de hecho es la más conocida de todas aunque no fabrica productos tan exclusivos como los de Blancpain. El Reloj de Caballero galante siempre se imagina como de marca Rolex aunque su número de ventas apunta más a lo mercantil que a lo exclusivo; se estima que Rolex fabrica un total de 2000 unidades diarias, que es resultado de un crecimiento sostenido desde su fundación en 1905 por Hans Wolsdorf. Rolex ha creado su fama no solamente mediante la calidad y el luo de sus productos sino también mediante el patrocinio.

Actualmente y desde el año 2013, es patrocinador oficial del Tenis Grand Slam en Australia y de la Formula 1, y desde 2003 es patrocinador oficial y cronometrador de Wimbledon, un campeonato de torneos de Tenis organizado por All England Lawn Tennis and Croquet Club, que se lleva a cabo entre los meses de Junio y Julio de cada año desde antes de la fundación de Rolex (1877). Rolex además de caracterizarse por sus modelos de lujo, tiene a su favor el ser pionero en varias tecnologías, como el de resistir al agua (modelo Oyster de 1923) y el de ajustar la fecha automáticamente al cambiar el dia (Rolex Day-Date de 1945).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *